Mi perro Kay
41655537192_793f90050f_n.jpg
41003916292_d3495a6fb7_t.jpg

Manuel Soto Fernández


Doce años en el momento de redactar esta página


Mi perro Kay es un cocker spaniel macho, blanco y negro. Tiene cuatro meses y es muy juguetón y mimoso.

Kay fue un regalo de mi tío Juan y mi tía Carmen. Kay tiene una musculatura fuerte y unas muy buenas patas. Sabe un par de trucos: sentarse o tumbarse. “Sit”, y se tumba, pero ¡claro!, solo le hace caso a su dueño, que soy yo.

También tengo un gato que se llama Dimitri. Normalmente se llevan muy bien pero de vez en cuando se pelean.

Mi perro no es muy bueno. Algunas veces nos muerde o nos gruñe, pero a mi hermana María no le hace nada, todo lo contrario. Cuando el perro está durmiendo María se acerca y le molesta apartándole del sitio, dándole golpes, tirándole de las orejas o quitándole sus juguetes. Entonces, el perro en vez de morderle se aguanta, ¡pobre!

Mi perro tiene tres amigos: Luna, Kira y Lunita. Luna fue su primera relación. Es una dálmata muy juguetona y grande, con muchas manchas y bastante obediente. Trata a Kay como si fuese su hijo y su vida.

Kira es una pastora alemana cruzada con rottweiler. Su cualidad más famosa es ser hiperactiva, además de juguetona, obediente y muy buena perra. Tiene una pequeña enfermedad en las patas trasera. Las tiene levantadas, pero eso le ayuda a pillar más velocidad corriendo y más fuerza al saltar.

Lunita no tiene raza pero si muchas cualidades. Es muy pequeña y tiene el pelo muy despeinado. Es pequeña pero muy matona. A pesar de que tiene unas cortas patas corre mucho. Tiene la mandíbula de abajo salida un poco hacia adelante.

No sé si lo habréis notado pero todos los amigos de Kay son hembras. Eso es porque es muy territorial y se pelea con los machos más grandes o iguales que él por las perras.

40955509174_8bb6ce697f_n.jpg


Envía un comentario

Add a New Comment


Unless otherwise stated, the content of this page is licensed under Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License